Qué es el Kaizen - Javier Navarro Marin - Marketing Córdoba / Lucena / Puente Genil
18118
post-template-default,single,single-post,postid-18118,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,, vertical_menu_transparency vertical_menu_transparency_on,overlapping_content,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-content-sidebar-responsive,transparent_content,qode-theme-ver-10.0,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12,vc_responsive,stagtools
 

Qué es el Kaizen

Qué es el Kaizen

 

Kaizen = Mejora continua

En los últimos años se ha popularizado en el mundo de la empresa (de cualquier ámbito o tamaño) el término mejora continua, que se entiende a la primera; pero de la mano también se ha introducido el término Kaizen, que básicamente es lo mismo (con algunos matices), pero que suena más exótico, más oriental, más milenario y por tanto, mucho mejor, dónde va a parar…

El Kaizen es un sistema de mejora continua desarrollado en la década de los 50, durante la ocupación americana en Japón tras la segunda guerra mundial. En principio se implementó en el ejército y la industria militar pero pronto pasó al mundo de la empresa. Actualmente se ha convertido en uno de los métodos de mejora continua más populares y usados.

El Kaizen es uno de los sistemas de mejora continua más populares... Es de los 50 y de origen japonés Clic para tuitear

Se basa esencialmente en implementar una serie de protocolos y herramientas de control en el sistema productivo y de trabajo de las empresas u organizaciones, para detectar y corregir problemas o añadir nuevos elementos que aporten ventajas de cualquier tipo. Esto, a priori, debería ser algo común y casi obligatorio para todos, pero con la mano en el corazón… Salvo en honrosas excepciones, estas cosas ni están ni se las espera hasta que no empieza a amenazar tormenta.

Una organización de cualquier tipo, en la que sus componentes estén implicados en esta idea y sean capaces de mantener herramientas que la sostengan, dispondrá de una buena ventaja competitiva en cuanto a la adaptación al mercado se refiere. Detectará antes que cualquier otra, desde tendencias de mercado, hasta pequeñas áreas de mejora en el sistema de producción, trato con el cliente, logística…

Imaginemos que cada uno de los empleados de una empresa dedican parte de su esfuerzo a “dar una pensadita” tanto a su departamento, como al resto, a ver qué se les ocurre que puede mejorarse… Imaginemos aún más: después de la pensadita, se trata de planear, probar, implementar y corregir la idea, hasta ponerla definitivamente en marcha… Sigamos imaginando y sistematicemos todo esto en uno protocolos de trabajo que sean sostenibles… No sé ustedes pero así, imaginando, no se me ocurre qué puede impedir que una empresa así sea un éxito.

Uno de esos casos que todos tenemos muy cercanos, es el de las constantes revisiones y renovaciones del software: tanto programas de toda la vida, aplicaciones de móvil, sistemas operativos enteros… Se lanza una versión “definitiva” al mercado y se comercializa, pero mientras, en segundo plano, se sigue trabajando en mejorar la existente, se tienen en cuenta opiniones, se implementan cambios, se corrigen posibles errores, se añaden mejoras… Y una vez que está listo, nuevamente al mercado y vuelta a empezar. Eso sí, no lo llamamos mejora continua, lo llamamos actualizaciones.

Cuando toca hacer la actualización del móvil a la nueva versión... Estamos viendo el resultado de la mejora continua Clic para tuitear

Igual con una explicación práctica me explico mejor: kaizen es pasar casualmente por la oficina un día festivo local, escuchar el teléfono sonando repetidamente y llegar a la epifanía de que sería una buena idea tener un contestador… Un nivel superior sería que en esa misma “revelación mística”, entendiéramos como útil un sistema de reconocimiento de llamadas para saber quién me llamó y desistió antes de que saltara el pitido… Y ya llegar al nivel “ninja” de kaizen, sería avisar en el contestador de bienvenida, en nuestra web o mediante un a distribución de correo a nuestros clientes fieles e importantes, que estamos ese día de fiesta local

Esto, que no deja de ser una simplificación, nos acerca mucho a la filosofía de mejora continua que es la única garantía de éxito con la que podemos contar… Haciendo un símil ciclista: si dejamos de dar pedales, la bicicleta se para y como vayamos con un poco de cuesta arriba, se parará aún antes. Prescindo de las cuestas abajo porque mejor no contar con que haya muchas… que si llegan se agradecen, pero si nos pillan dando pedales, ¡ayudan más!

Hace un tiempo llegó a mis manos un caso práctico (como diría el genial humorista, “totalmente verídico”) de los dignos de aparecer en los manuales y no era precisamente de una gran empresa con cientos de trabajadores, sino de un comerciante de una plaza de abastos… Si les apetece, les cuento… UN CASO DE KAIZEN

Gracias por leerme!

Javier Navarro Marin

Si te gustó¿hablamos? 

Y si te gustó mucho, comparte 

BLOGS:

blog-esto-que-es-lo-que-es

¿Y esto qué es lo que es?

blog-llevando-la-contraria

Llevando la contraria

blog-nunca-discuta-con-un-imbecil

Nunca discuta con un imbécil